martes, 29 de septiembre de 2009

el sacrificio de alma estreñida: es el exilio

en el mar mientras voy atravesando las agonías, lo único que tengo para aferrar mi ser son las palabras. las palabras me atan y me dan pie para pisar descalza. el dolor viene como un ave de rapiña todos los días casi a la misma hora y me dice estas cosas y aún no recuerdo porqué, me dice cosas que no quiero escuchar más pero sigo sometida a acomodarme a este papel que encontré como el mejor vestido que alguna vez jugó su rol en el guión de la costumbre y de la supervivencia a la escena. todos elegimos jugar un personaje que es nuestra máscara segura. yo soy como la medusa. y quiero que corten mi cabeza. quiero que me arranquen la cabeza y entonces cederá el dolor de las mil serpientes que me hablan y se enriedan en los costados erróneos de siempre. tu amor me da frío. es casi siempre invierno en bruto allí. me quiere atrapar pero una vez que me tiene me rechaza con los codos y las rodillas en sus ángulos agudos. tu amor es ríspido. como un muro que no atravesó nadie en mil años. y yo soy como los hongos que se trepan para encontrar algún hueco por donde hacer pasar algo de su humedad. Y hago preguntas y las preguntas hacen ecos porque estoy sola. porque solo estas paredes me escuchan, y los objetos que habitan estas cuatro paredes de ensoñación diaria. y casi siempre estoy en otra parte. registrando señales equivocadas. intento explicarte esto con las palabras que tengo pero no me alcanzan las palabras porque ya me fui una vez que vinieron a buscarme. intento decirte de todas las maneras posibles que me estas proponiendo directamente una destrucción de la cárcel en la que siempre estuve enclaustrada. y yo quiero cambiar. y es la muerte. entre el muro y la pared, una espina; una corona de espinas. ese será mi sacrificio. los extremos de los intensos son sin matices. me toman fantasmas y me dicen brujerías. porque estoy maldita. porque alguna maldición corre por mis venas y soy el canal abierto de esta familia de esta generación en donde están practicando la cirugía a cielo abierto. y yo cada vez más encierro. y cada vez más ceguera. y cada vez más sorda. el tiempo que pasa me sigue desconociendo una y otra vez. soy la esclava que toma notas absurdas de cuentas y deudas y pasa los números que pagan otros. soy la esclava que atiende llamados equivocados pero siempre toma nota, debe no escaparse, debe controlarlo todo para cumplir con la tarea diaria. para eso me pagan acá. y por eso soy esclava. porque la infelicidad tiene un cheque fijo todos los meses (qué desagradecida) y elijo seguir esta ilusión porque la lucidez es intolerable. porque no aprendí a luchar por lo que quiero. porqué la libertad me incomoda. porque soy cobarde y perezoza. porque busco alas en otros que me protejan y llevo en la incapacidad de planificar el plan porque subir me da miedo porque espero el rescate de la suerte que me asalte por sorpresa para escapar de las decisiones que ya he tomado, irrevocables. que otros las tomen por mi. porque soy rígida. porque aún no he podido encontrar la salida a este laberinto enigma que es mi prisión cotidiana. porque soy rígida pero también soy justa. sé que esta penitencia es por la infancia partida. y aún no me perdono. porque todavía no me pertenezco.

jueves, 24 de septiembre de 2009

OIDOs sordos palabras NECIAs

él odia que ella sea tan insistentemente densa. ella odia que él sea un hueco de vacío. él odia que ella no pueda dejar pasar una. ella odia que él se haga el estúpido. él odia que ella desconfíe de él. ella odia que él no sé dé cuenta. él odia que ella sea tan tilinga que no entienda que en la vida hay que trabajar y trabajar todo el día para ganarse las cosas porque nadie le regaló nunca nada. ella odia trabajar porque siempre le dieron casi todo servido en bandeja y no sabe lo que es ganarse las cosas por sus propios medios. él odia que ella sea tan oscura. ella odia que él sea tan rosa. él odia a los hippies. ella odia a los modernos. él odia la música depresiva. ella odia la música sin contenido.
ellos evidentemente, todavía se odian, por eso todavía comparten algo de esa guerra en la cama.

martes, 22 de septiembre de 2009

odio los clishés pero...CARPE DIEM

no. no significa "garpe bien" ni "garpe diez". ni tampoco que la carpa se murió ayer. sí. combina con la palabra RÉQUIEM. y de alguna manera, el sentido del título de la película Réquiem para un Sueño, podría venirle como anillo al dedillo de la frase. por qué. pues: enterramos las ilusiones de una buena vez, que en paz descansan todas ellas. lloramos su amarga despedida, eso que nos pasa cuando nos sentimos estafados, habiendo sido nosotros los creyentes, porque de algo hay que vivir -y qué mejor que de sentidos, de proyectos, de ilusiones, de anhelos, de ...- y honremos cada -fucking- día. (lo trash in english please, i said i hate clishés)
a lo que iba, y la mona ramona se va otra vez por las ramas, es que las palabras son un goce que estiran mi vida de sentido. si yo no pudiera hablar ni escribir, me dedicaría a meditar todo el día en silencio en una cueva para encontrarme con todas aquellas ilusiones que me hicieron padecer alguna vez, con ese dolor que sentimos los seres humanos cuando nos da miedo perder algo, el cambio mismo y la nada que ni siquiera conocemos. yo no sé uds. pero yo esto yo aquello yo lo otro. yo soy un cuerpo que está hecho para saciarse y quejarse de sensaciones que me conectan con la realidad de frente. el tema es que nací en occidente y mi cultura me impregnó hasta la médula nerviosa de creencias y valores y cosas que tienen nombres y palabras por donde se las mire, huela, toque, oiga, guste, sepa. y si bien en estos tiempos se empezó a hacer un popurrí de saberes con otros hemisferios cerebrales, quién sabe para qué, sucede esta mescolanza, pero sucede. tal vez favio serpa tenga razón y las predicciones de los mayas también y las películas del fin del mundo quieran que finalice y los gobiernos no sirvan para un carajo hoy en día. y algunos pretendamos que el caos, algo tan humano como el kaos, esté ordenado y seamos una nación universal y feliz agarrados de las manos orando y amando, pero la destrucción la traemos nosotros. y la destrucción la creamos nosotros. y en estos tiempos, hay cosas que cambian tan rápido que nosotros tenemos que aprender a entender este fin - no como un apocalipsis, sino como una flecha con dirección a transformarse en su trayecto. mejor como un círculo. incluso mejor si es un espiral.
quién dijo que la lucidez no traería primero espanto a nuestras vidas, luego quién sabe.
alguien dijo que mejor la mediquemos para hacerla más tolerable. otros dijeron que preferían drogarse. algunos se fueron a córdoba a meditar con la estatua de la fortuna de buda por si los ojos se daban vuelta. muchos prefirieron acostumbrarse a lo establecido. aquellos buscaron el poder público para mostrar su influencia.
todos buscando algo.
pero el trayecto, humanos, el trayecto... no es para los rígidos clishés humanos. ni para los abyectos policías urbanos.

en honor a ti, Horacius:

CARPE DIEM QUAM MINIMUM CREDULA POSTERO
carpe diem quam minimum credula postero

no admito la traducción, no dejes para hoy lo que puedes hacer mañana. digo, no es a fines capitalistas, sino en honor a aquellos que habiendo nacido en oriente y en occidente, lo transmitieron en sus diversos lenguajes para difundir el mensaje, sabiendo que al monje lo hace la práctica. y que la práctica hace monjes.

lunes, 21 de septiembre de 2009

spring du témps



Planta Insumisa - Remedios Varó

...y lo tibio no te guste y se confunda con el frío del invierno. Y lo intenso te queme y se confunda con el infierno que jamás quieres volver a conocer. ya pasaste por allí.

jueves, 17 de septiembre de 2009

más que siete, nueve

we could be heroes... just for one day. gracias a bowie, que supo descifrar y difundir esta paradoja de las vidas entrelazadas de dos. hay veces que la pasiones cosechan infiernos. la mayoría de las veces. y muchas veces, el peor y más temido de los aprendizajes, es quemar ese lazo y soltar el nudo. hay conocimientos, información, que yo preferiría no haber tenido que ver jamás. porque hay que ser muy fuerte para preservarse de espiar los misterios. los misterios por algo son misterios. por algo mejor no mirar a través de la cerradura. por algo es. no quise nacer con el don criminal de ilusiones. no quise saber. pero eso me tira y me empuja hacia el enfermante vértigo del precipicio. y qué fuerza y qué poder y qué terror. podría ser un salto y viajar hacia las puertas volcánicas con su vapor hipnotizante sintiendo como la fuerza de gravedad atrae los cuerpos que nunca cesan de caer. pero aquí estoy, protegida ya sin anteojos, pero sí con televisores y radios y teclados y papeles con cuentas y números de billetes y lapiceras de hoteles sin tinta por más que las sacuda con énfasis. y cinta scotch y un mate amargado que empezó temprano y las agujereadoras y algo de la ventana que trae los ruidos de los impacientados conductores de colectivos que no le pusieron el aceite a sus frenos. y la radio. la radio siempre la misma cháchara inservible, sólo para escuchar algo que algo que me distraiga de los pensamientos que tienen lenguas de venenos. pero yo que soy muy inteligente cuando de guerra se trata, les di otro veneno por dosis, algo que se llama con un nombre privado de laboratorio. por el momento eso los mantiene a raya. no sé qué les hace, pero no se quejan tanto como antes. si se empieza a secar la humedad del drama de mi pecho, voy a poder ver con claridad lo que acontece que me hace malestar aquí en este mundo. y juro que lo intenté casi todo. juro también que lo sigo intentando. la imaginación me ayuda mucho, cuando pienso en crearme otras vidas que hubiese querido vivir en esta si tuviera como los gatos más que siete nueve vidas.

lunes, 14 de septiembre de 2009

time out

se va de freno
se va la mano
se parten y se quiebran
los rígidos
de tan quietos
desesperan
son los episodios, otras líneas marcadas, las consecuencias.
miedo. tiene miedo. ayuda. necesita ayuda. no encuentra la salida
que está próxima. no tiene valentía para purificar sus formas.
su estado la reserva. preserva aquel tiempo que no ha usado jamás.
ya no puede persistir en la equivocación de contemplar aquello
que se le escapa. y ya no vuelve.
porque el tiempo no para.

domingo, 13 de septiembre de 2009

el papel y el vidrio

entre vos y yo
el papel de celofán

aquel transparente velo
impearmeable
inconmovible
de tersura y de espanto

la malla de neopren
de los buceadores
de los encantos

felinidad resistente histérica y fría
yoica como la fragilidad vestida de pena
de zonas y cenizas
cementerios de huesos y huecos

un vaso y el vicio desparramado en el sofá

la versitilidad de los escapistas es asombrosamente tímida y brusca
nadie va a su prisión si encontró la llave

jueves, 10 de septiembre de 2009

trígonométrico

polifónico estreno en el cuadrilátero desenfreno. la función debe continuar y continuará. la escena celotípica ha de preverse con anticipación. advertidos cautelosos, entusiasmados, animados. no os olvideis de la motivación primaria. esa es la principal función en juego. lo otro puede evitarse, mientras se evite. has de correrte del lugar de dos. ha de prevalecer la armonía cautivadora. no a los enchastres. si al arte. muerte al ego. viva la creación.

lunes, 7 de septiembre de 2009

el auto félix

a mi mismidad, correspondiente a este aniversario, mis autofelicitaciones, mis gratas felicidades, un autoabrazo con autobombo autónomo. qué vengan los gnomos, y me dejen un regalo en las plantas del jardín interno de casa, allí los espero. y la llovizna, que acaricie las plantas y me recuerde que no se pierde ni se gana, es sólo movimiento e impermanencia esta vida. que sea un año más sabia, inocente, relajada, alegre, vital, responsable, encantadora, fiel, cariñosa, segura, amada/amable, risueña, madura, audaz, aventurera, soñadora, empática, altruista, espontánea, lúdica, amiga, consejera, divertida, sensible, curiosa. Que los esfuerzos den sus frutos. Que la vida me sorprenda con alegrías. Que me tome las cosas con soda y con burbujas. Qué no sea todo serio, dramático, terrible, denso. Que le dedique tiempo a mis obras vitales. Que no me falte la salud, el trabajo y el amor. Que mis amigos y mi gente querida estén protegidos. Que a ellos no les falte tampoco, la salud, el trabajo y el amor. Que lo que venga sean oportunidades de crecimiento personal y espiritual. Que gracias por todo, que debo recordarlo más seguido. Que no quiero más peleas ni malos entendidos idiotas con la gente. Que quiero preservar mis espacios. quiero abrazar la vida y de ese abrazo integrar sus energías y transformar todo aquello que deba precisar mutar porque así como está ya no sirve, que mute y se convierta en novedad, en invento, en arte. que cada día sea una bendición de la dicha de ser vivido, que mi casa sea un lugar de reposo y de reparo. que siga desarrollando los proyectos que tienen corazón. que las piezas se muevan con sus hilos invisibles acomodando las circunstancias de magia con confianza en lo mejor que puede ofrecer la experiencia de estar vivos.

viernes, 4 de septiembre de 2009

patibulario


Era el patio del colegio de pupilos, ayer a la noche, cercano a San Expedito. El ajedrez de las baldosas desde el primer piso. la enredadera seca y sin embargo, sublime, en sus columnas. Los grandes ventanales y algún que otro fantasma perdido entre los recovecos de las aulas. Sin embargo, el color le inyectó la vida que le andaba faltando. Alguna vez traeré fotos de allí. eso, y las imágenes que impresionaron desde los asientos del 105.

martes, 1 de septiembre de 2009

don´t fight it if you don´t know what it is

no recuerdo un tránsito tan penoso como éste, del roedor de huesos, un tal saturnino. no recuerdo si por entonces, la estructura de contensión estaba más cerca que hoy, quizás haciendo sentir menos la desgarradora soledad en este mundo moderno o esta es la primera vez, de sacudir las estructuras hasta el momento conocidas. supongo que dejará sus marcas, accidentes, rayaduras, aunque sanadas por el tiempo de exposición a la cura. sin duda, marcas dejará, cosa de no perder la memoria de su influencia.
no tengo demasiadas palabras para explicarlo. sólo quiero que cese. no sé qué más hacer al respecto. juro que he intentado de todo. por aquí y por allá, abracadabra y ciencia. adivino que el mejor remedio es su atravesamiento: la entrega de la resistencia y luego, un alivio. por momentos miles de espadas en la garganta, un shock de electricidad nerviosa, lagos de lágrimas casi secas. un nudo digestivo. cigarrillos interminables. venenos en la piel. cansancio. desconsuelo. aprendí a no creerle demasiado a esta manifestación. y así, como me he dado cuenta, empieza por extinguirse, se esconde. pero regresa, inoportuna. me toma por sorpresa. y vuelta a empezar. crecer no es temblar. crecer duele y fortalece.